Las exportaciones de aceite de oliva español alcanzarán cifras récord

Las exportaciones de aceite de oliva español alcanzarán cifras récord


Según el estudio de EAE Business School “El sector oleico. Datos para la campaña 2019”, las exportaciones de aceite de oliva español alcanzarán este año la cifra récord de 1,2 millones de toneladas. Se debe principalmente a las bajas producciones de Italia y Grecia, así como a las del resto de países mediterráneos menos Marruecos. Como productores de AOVE te invitamos, no solo a elegir una
botella de aceite como regalo de boda, sino a seguir leyendo.

Para la presente campaña 2018/19, la previsión es que la producción mundial supere los 3,1 millones de toneladas, más o menos un 5,5% menos que la temporada anterior. Esta reducción no supone un problema para el comercio internacional porque se compensa con las existencias finales de la producción del año anterior. Solo España y Marruecos esperan producciones mayores que las de la pasada campaña. Por su parte, países como Italia, Grecia y Túnez registrarán caídas del 35% y Turquía del 30%. En estos países, la producción de aceite de oliva es escasa debido a las malas condiciones climatológicas del año pasado. En Mas de Calores insistimos en que el olivar es un cultivo muy delicado, que requiere suficiente agua en primavera y otoño además de un calor no excesivo antes de mayo.

Este informe de EAE Business School pone de relieve que, durante las tres últimas décadas, la producción mundial de aceite de oliva ha vivido un crecimiento del 50%, pasando de los de 2 millones de toneladas en los 90 a los más de 3 millones de la actualidad. Este incremento ha supuesto “un considerable aumento de la superficie de olivar plantada y la constante mejora en las técnicas de oleicultura”, según recoge el estudio “El sector oleico. Datos para la campaña 2019″.

Consumo mundial de aceite de oliva

En lo relativo al consumo, este informe detalla que ha aumentado desde la década de los 90. Eso sí, este incremento no se ha dado en los países productores y tradicionalmente consumidores, sino en algunos no productores. Por ejemplo, Italia y España seguimos siendo los mayores consumidores de aceite de oliva en el mundo. Por su parte, Estados Unidos ocupa el tercer lugar.

Los países no productores con incrementos exponenciales en el consumo de aceite de oliva han sido Alemania y el Reino Unido. En Grecia se redujo su consumo en aproximadamente un 40%. Fuera de la Unión Europea, en países como Japón, Brasil, Australia y Canadá, los crecimientos han llegado incluso a ser mayores.

Sin comentarios

Publicar un comentario